Que no vuelva el fútbol.

Poesía para mi viejo. Acá te la leo.

Recuerdo de chico pasear con el viejo,
los dos el domingo por barrios inciertos,
él buscaba en el diario una cancha cercana,
para ver un partido cada fin de semana. 

Fuimos locales siempre en mataderos, 
y visitantes por el mundo entero,
vimos los cracks más lindos que el fútbol ha dado,
los dos siempre juntos desde el alambrado.

Lo que más me disfrutaba era el entretiempo,
con pancho y gaseosa era nuestro momento,
se hablaba de todo, no solo de fútbol
eran los 15 minutos más lindos del mundo.

Pasaron los años y me fui a vivir lejos,
sin mi compañía a la cancha él fue menos,
pero en los entretiempo me gustaba llamar, 
y hablar otra vez como en la popular. 

Llegó esta Pandemia y el fútbol paró,
por este virus de mierda mi viejo enfermó,
ahora no quiero que la bocha vuelva rodar,
llegará el entretiempo y no tendré a quien llamar . 

En memoria del Quique, ese dos pelado y duro, fanático del buen pie más allá del color de la camiseta.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Related Posts

Begin typing your search term above and press enter to search. Press ESC to cancel.