Carta para el pequeño Charly.

Pequeño Charly,
Si lees estas líneas posiblemente estés en la cocina de azulejos celestes en la casa de Talcahuano, en Villa Madero. Parado junto a la heladera, con pantalones grises bien planchados (siempre con raya) y el pullover blanco que solo usabas en los cumpleaños, que paradójicamente tiene un reloj.

Desde ese momento hasta ahora mucho tiempo habrá pasado, para ser un poco mas preciso unos 35 años mas a menos, por lo que habrá o mejor dicho habremos aprendido varias cosas juntos.

Escucha todos los consejos, en especial los de tus padres. A esa edad los verás como sabios, un par de años después los criticarás para finalmente entenderlos, y ver qué pueden y van a equivocarse algunas veces. Todos los consejos son valiosos, pero se basan en experiencias de otros que no son la tuya. Por eso siempre escucha y luego deja que tu instinto, o hacer una lista de PRO & CONS en un papel te ayude a tomar decisiones. Viéndolo desde el futuro, podrían algunas haber sido mejores, pero vamos bien. Bastante bien!

Algunas veces se gana y otras se aprende. No eres tan malo como pareces en las derrotas ni tampoco eres tan bueno como pareces en las victorias. Todo eso es pasajero. No hay victorias o derrotas eternas, y como el futbol en todo siempre hay revancha. Vive ambas de forma intensa y no te castigues o dejes que tu ego crezca demasiado. Se siempre el de la foto.

Sigue cantando, silbando, sonriendo, buscando siempre ser autentico y buen tipo. Muchos te recordarán por eso mas que por logros o fracasos. Aunque pareciera ser algo simple, con el paso del tiempo verás lo importante que es cruzarse con gente así en la vida.

Se curioso, no temas hacerte preguntas para las que no tienes respuesta. No existe el progreso lineal. Vas a avanzar, retroceder, pero siempre estarás en movimiento que evitará que te aburras y te mantendrá vivo. Si estas muy cómodo o muy incomodo, reinvéntate. Por mas compleja que parezca la situación, siempre hay opciones.

No pienses tanto. Vive el presente como un momento único; el pasado ha pasado y el futuro es incierto. El pasado te dará algunas veces la idea de que fue mejor, y futuro te dará algunas veces la sensación de que puedes planificarlo. Ambas cosas son mentira.  Haz planes, pero ten la cabeza y el corazón abierto para que cambien. El cambio es inevitable.

No dejes las clases de ingles. Se que no te gustan, pero en el futuro te serán útiles y sigue estudiando computación. La tecnología ocupará un lugar importante en tu vida y en la de todos nosotros en los años que vienen.

No esperes el momento perfecto para hacer las cosas. Ese momento nunca llega. Todo al final se acomodará y pasará. El universo seguirá girando.

Por ultimo, y mas importante viendo detenidamente esa foto. Disfruta tu pelo. No serás rubio ni tampoco tendrás tanto. Todos los tratamientos que vas a hacer en tu adolescencia no van a dar resultado así que usa esa plata y ese tiempo para otra cosa.

Siempre es hoy.

One thought on “Carta para el pequeño Charly.

  1. Hermoso Carlos. Me acuerdo de tardes en tu casa de Talcahuano haciendo programas, armando sprites en binario para la commodore, armando juegos en ascii para la PC, programando un space invaders en assembler; como mocosos irreverentes que se metían en un mundo loco del que ellos no tenían ninguna conexión. Viajes al shopping de Alto Palermo, para ver si conseguíamos algún juego loco, el Zak McKracken o el Maniac Mansion. Largas clases en Pedernera, los domingos en casa de Matías viendo su IBM PC con monitor EGA. Lo que hicimos esos años marcó mi vida a fuego y se extiende como manto hasta mi realidad actual. Saludos grandes a toda tu flia.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Related Posts

Begin typing your search term above and press enter to search. Press ESC to cancel.